Estás en: Psicología > Trastorno de personalidad

Trastorno de personalidad


Los trastornos de la personalidad son problemas que una persona posee en su carácter y que empieza a manifestar en su juventud o principio de la edad adulta.

Todas las personas, tenemos que enfrentarnos en algún momento a situaciones estresantes y es que no todas reaccionamos de la misma manera. Algunos buscan ayuda en otras personas, otros la solucionan ellos mismos, por otro lado hay quienes exageran demasiado los problemas y otros quienes la minimizan.

La persona con este trastorno, no solo se hace daño a sí misma, como es el caso de la depresión, sino que también daña a terceras personas.

Una persona que sufre de trastorno de personalidad, no se adapta a la realidad, casi siempre tiene problemas en sus relaciones sociales e interpersonales, es por ello que no son concsientes de que su comportamiento no es el adecuado, más al contrario piensan que son normales.

Es importante que se reciba ayuda profesional, donde el psicólogo o el psiquiatra (dependiendo al tipo de trastorno de personalidad), deberá enfocarse más que todo en la personalidad, tratando de convertir lo que antes eran rasgos o maneras de ser que provocan sufrimiento en uno mismo y/o en los demás, en formas funcionales.

La terapia debe ser a largo plazo, puesto que se debe ayudar a comprender y reconocer su comportamiento inadecuado.

La psicología nos dice que contamos con carácter y personalidad, hoy hablaremos de esta última y sus trastornos.

Cuando nos referimos a personalidad, hablamos de ese conjunto de rasgos emocionales y de conducta que caracterizan a una persona en su vida diaria, las cuales son relativamente estables y predecibles.

Para definir un trastorno de personalidad, usaremos la encontrada en el capítulo 16 de DSM-IV, esta nos dice quees un patrón permanente e inflexible de experiencia interna y de comportamiento que se aparta acusadamente de las expectativas de la cultura del sujeto, tiene su inicio en la adolescencia o principio de la edad adulta, es estable a lo largo del tiempo y comporta malestar o prejuicios para el sujeto.

La clasificación presentada, aparece en el DSM-IV y se la realiza por similitud de sus características, dividiéndola en tres grupos.

Raros o excéntricos: Este grupo esta caracterizado por un patrón penetrante de cognición (ejem. sospecha), expresión (ejem. lenguaje extraño) y relación con otros (ejem. aislamiento) anormales.

  • Paranoide
  • Esquizoide
  • Esquizotípico

Dramáticos, emotivos o inestables: En este grupo es característico un patrón penetrante de violación de las normas sociales (ejem. comportamiento criminal), comportamiento compulsivo, emotividad excesiva grandiosidad. Presenta con frecuencia una exteriorización de sus rasgos, llevando a rabietas, comportamiento auto-abusivo y arranques de rabia.

  • Antisocial
  • Límite
  • Histriónico
  • Narcisista

Ansiosos o temerosos: Caracterizado por un patrón penetrante de temores anormales, incluyendo relaciones sociales, separación y necesidad de control.

  • Evitativo
  • Dependiente
  • Obsesivo-compulsivo

Todos estos trastornos son estudiados en psicología, en próximos artículos estaremos mostrando más información de los mismos, esté atento a nuestras publicaciones.

Buscador de psicología
Boletín